¿Cómo mantener seguros a nuestros bebés y niños en casa?

La seguridad de la familia empieza en casa, principalmente para nuestros hijos, que como es de esperarse, son los más vulnerables a sufrir un accidente. De hecho, según las estadísticas, los accidentes domésticos provocan más daños en los niños que cualquier enfermedad.

A partir del año, el bebé empieza a independizarse y, gateando o andando, comienza a llegar a todos los sitios. Ya te habrás dado cuenta, de que los niños son muy curiosos, y quieren descubrir por si mismos cada objeto y rincón de la casa. Todo les atrae enormemente, y quieren explorarlo sin ser conscientes de los riesgos.

Seguridad en ventanas y terrazas para los niños

  •  Lo primero: no hay que dejarlos nunca solos, evitar que permanezcan mucho tiempo en cualquier habitación sin vigilancia periódica de un adulto.
  • En segundo lugar, no debemos dejar muebles u objetos cerca de las ventanas que puedan ser utilizados para trepar.
  • Por último, debemos asegurarnos siempre de contar con un sistema de barrera en las ventanas.Una solución sencilla y muy estética para este último punto, son las redes o mallas. Estas mallas son de fuertes hilos de nylon transparentes o de colores, que ofrecen máxima seguridad para los niños sin perjudicar la estética del hogar.Se pueden fijar a las ventanas, balcones y escaleras brindando protección sin sacrificar la ventilación y la luminosidad (uno de los mayores inconvenientes de los demás sistemas de seguridad).

    Las escaleras, un lugar peligroso.

    Si nuestra casa tiene escaleras de acceso o está formada por más de un piso, debemos evitar que los pequeños suban y bajen las escaleras  sin la supervisión de los padres o los hermanos mayores. Debemos enseñarles que los descansillos no son lugares para jugar y que las escaleras se deben recorrer despacio y con buen pie.

La seguridad de los niños en el baño

El baño diario es uno de los momentos favoritos de los niños desde que son bebés. Les gusta pasar un rato disfrutando del agua caliente y de sus juguetes. Pero hasta que empiecen a ducharse solos no debemos permitir que tomen un baño sin la supervisión de un adulto. Resbalar en la bañera es muy sencillo y si son demasiado pequeños pueden encontrar dificultades para incorporarse.

En la cocina, los niños nunca solos

Cuando los niños son pequeños, pero ya caminan, la medida más eficaz es evitar que estén solos en la cocina. Además, debemos tomar una serie de medidas adicionales:

  • Colocar todos los detergentes en un lugar alto e inaccesible para ellos.
  • Poner topes en los cajones que contengan cuchillos, tijeras y otros elementos punzantes.
  • Empujar hacia la parte posterior de la encimera los utensilios que estemos utilizando. Así evitaremos que puedan tirarse encima cualquier preparación.
  • Evitar dejar las bolsas de plástico a su alcance.
  • Mantener siempre vigilado al menor mientras la placa de cocción esté funcionando, para evitar que se acerque a ella o pueda tocarla con las manos.

Esperamos que este breve artículo sobre: La seguridad de nuestros niños y bebes en casa, te haya ayudado. En todo caso, si necesitas más información o contactar a nuestros expertos puedes hacerlo a través de WhatsApp haciendo clic aquí. De igual forma te invitamos a seguirnos en Facebook y en Instagram.

Start typing and press Enter to search